Procedimiento de registro de marcas en Aruba

La Oficina de Propiedad Intelectual no exige que se proporcione prueba del primer uso o intención de uso para registrar una marca. El procedimiento de registro es sencillo, eficiente y se puede completar en tres semanas aproximadamente. El abogado de marcas deposita la solicitud en nombre del titular de la marca. Debe tenerse en cuenta que todos los abogados de marcas deben estar habilitados por la Oficina. El abogado de marcas necesitará un poder otorgado por el titular de la marca. En la práctica la Oficina acepta copias de poderes firmados remitidas por PDF. Es importante a efectos de buenas prácticas que el abogado conserve un original debidamente firmado en sus archivos. No se exige que el poder esté legalizado o elevado a escritura pública. Cuando la solicitud se deposite en la Oficina de Propiedad Intelectual, ésta llevará a cabo una investigación independiente para averiguar si existen objeciones a dicha solicitud. Tras este proceso y si no existen objeciones por parte de la Oficina de Propiedad Intelectual, la marca quedará registrada y se emitirá el correspondiente certificado de registro. El registro tiene una vigencia de diez años. Todas las marcas registradas se publican en la publicación oficial de la Oficina, denominada “Markaruba”.